Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información

Aceptar
Volver

¿En qué consiste la reclamación judicial de impago de deudas?

Es un procedimiento judicial que sirve para reclamar una deuda dineraria, si se cumplen los siguientes requisitos: Ha de ser una deuda dineraria, líquida, determinada, vencida y exigible.

¿EN QUÉ CONSISTE?

Tal y como comentan nuestros abogados especialistas en reclamación de impago de deudas, el procedimiento se inicia con una reclamación previa, mediante un burofax para reclamar la deuda por la vía de la negociación. Este procedimiento previo es requisito indispensable para reclamar posteriormente la deuda por vía judicial.

En el caso que la vía de negociación no consiga un resultado satisfactorio, se sigue los trámites por la vía judicial, que empieza con una demanda dirigida al Juzgado de Primera Instancia del domicilio del deudor. Si el deudor se opone, negando la existencia de la deuda, el procedimiento se archiva y la tramitación continúa según los cauces del procedimiento declarativo en función de la cuantía que se reclama.

Posteriormente, y dependiendo de la cuantía de la deuda, habrá un primer juicio oral que servirá para presentar pruebas y llegar a un acuerdo en sede judicial, o bien se sustanciará directamente en un solo juicio. Podrá haber acuerdo entre las partes. En caso contrario, se dictará sentencia.

¿EN QUÉ CASOS SE PRODUCE?

El procedimiento de reclamación de deuda es un procedimiento judicial sencillo, muy útil y rápido que sirve para reclamar deudas pendientes de pago de todo tipo de empresarios, profesionales, particulares, etc. Lo que pretende mediante este procedimiento es agilizar el cobro de las deudas pendientes de pago. Para poder reclamar la deuda con garantías es importante que la deuda pueda estar acreditada con facturas, albaranes, documentos notariales, justificante de transferencia bancaria, etc.

¿EN QUÉ CASOS SE RECOMIENDA LA RECLAMACIÓN JUDICIAL DE IMPAGO DE DEUDAS? 

Se recomienda reclamar el impago de deudas cuando el acreedor deba un mínimo de 6.000 € en facturas sin pagar. Es entonces cuando se recomienda acudir a un abogado especialista en la reclamación de deudas, y en primer lugar, interponer un requerimiento previo amistoso para la reclamación amistosa de la deuda. Y en segundo lugar, y tan solo en caso de que el acreedor no abone la deuda, iniciar los trámites legales para la reclamación judicial de impago de deudas. 

EJEMPLO PRÁCTICO

Una empresa vende a otra empresa material valorado en 75.000 €. Dichos materiales están acreditados con distintas facturas. Pasados 4 meses, la empresa que ha comprado el material no paga lo que debe. Es en este momento cuando la empresa vendedora puede interponer procedimiento de reclamación judicial, con requerimiento previo de pago, que le permitirá agilizar los trámites ante el juzgado para el cobro de la deuda de forma rápida y efectiva.

Contacte con nosotros, y nuestros abogados especialistas en reclamación de deudas estudiaran su caso concreto. 

En Forcam Abogados disponemos de oficinas en Barcelona, Tarragona, Reus Tárrega.