Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información

Aceptar
Volver

¿Has sido víctima de una agresión? Estas son las consecuencias del delito de lesiones

¿Has sido víctima de una agresión? Estas son las consecuencias del delito de lesiones

Si has sido víctima de una agresión es importante que denuncies al agresor. La mayoría de los delitos de lesiones no pueden ser perseguidos si no hay una denuncia previa de la víctima o su representante legal.

A la hora de encauzar una querella o denuncia contra esta clase de delitos deberías contar con la asistencia jurídica de abogados penalistas especializados. 

En este artículo vamos a explicar las consecuencias de los delitos de lesiones, para demostrar que este tipo de conductas no quedan impunes en nuestro Ordenamiento Jurídico.

Las agresiones en el delito de lesiones

La condena del delito de lesiones dependerá de las circunstancias que concurran en cada caso. En general, podemos diferenciar los siguientes modos de cometer el delito:

1.- Lesiones leves. Implican un menoscabo en la integridad corporal o la salud física o mental.

2.- Lesiones. Además de una primera asistencia facultativa requieren tratamiento médico o quirúrgico.

3.- Maltrato. No implica una lesión, pero sí golpes o maltratos de obra.

4.- Lesiones agravadas. Implican la concurrencia de circunstancias agravantes, como la utilización de medios especialmente peligrosos o la vulnerabilidad de la víctima.

5.- Mutilación. Implica la privación de miembros, órganos o sentidos, diferenciándose entre los principales y los no principales.

6.- Lesiones imprudentes. Supone la comisión de cualquiera de estas conductas sin que concurra voluntad de dañar.

Disponemos de otro artículo en nuestra web en el que detallamos las características de cada una de estas formas del delito. Remitimos al lector para más información.

Por otro lado, reservamos para dos apartados posteriores las lesiones en el ámbito doméstico o de la violencia de género. 

Responsabilidad penal

La responsabilidad penal derivada de un delito de lesiones o una agresión incluye penas de prisión y multas. A modo de resumen, estas son las penas aplicables:

1.- Lesiones leves. Multa de uno a tres meses.

2.- Lesiones. Prisión de tres meses a tres años o multa de seis a doce meses.

3.- Maltrato. Multa de uno a dos meses.

4.- Lesiones agravadas. Prisión de dos a cinco años.

5.- Mutilación. Prisión de seis a doce años cuando afecte a miembros u órganos principales y de tres a seis años en otro caso.

6.- Lesiones imprudentes. En este caso solo se castigan las lesiones más graves, dependiendo la pena de la gravedad de las mismas. Además, se puede incluir la prohibición de conducir vehículos a motor, de tener o portar armas o la inhabilitación especial para cargo, profesión u oficio.

¿Es recomendable contar con el asesoramiento de abogados penalistas expertos en delitos de lesiones y agresiones?

Es muy importante contar con el asesoramiento y asistencia de abogados penalistas que estén especializados en proteger a las víctimas de una agresión, o de una lesión de gravedad.

Mediante la asistencia de abogados penalistas, la víctima de una agresión o lesión, tendrá asesoramiento desde del primer instante de la comisión del delito, y esto permitirá elaborar estrategias penales que garanticen los derechos de las víctimas y termine el asunto con éxito.

Responsabilidad civil

Al margen de la responsabilidad penal, la víctima de un delito de lesiones puede reclamar una indemnización. Esta se puede vehicular mediante una demanda (vía civil) o en la propia querella (vía penal).

No es necesario transitar la vía penal para exigir una indemnización. De hecho, en muchos casos de negligencia médica encontramos que la víctima no quiere atravesar las complejidades del proceso penal, limitándose a reclamar su indemnización por lo civil.

Las agresiones en el ámbito de la violencia de género

Especialmente graves son las agresiones en el ámbito de la violencia de género. Estas son las que afectan a la esposa o mujer que esté o haya estado ligada al autor por análoga relación de afectividad, aun sin convivencia.

En estos casos se pueden solicitar medidas cautelares, como la conocida orden de alejamiento. Además, la Sentencia deberá pronunciarse sobre las medidas definitivas, que también pueden afectar a cuestiones relativas a la patria potestad y la guarda y custodia de los hijos en común.

Las agresiones en el ámbito de la violencia doméstica

Más amplio que el ámbito de la violencia de género es el propio de la violencia doméstica. En este caso hablamos de delitos que afectan a la víctima antes reseñada, pero también a personas especialmente vulnerables que convivan con el autor, descendientes, ascendientes o hermanos propios o del cónyuge, personas sometidas a potestad, tutela, curatela, acogimiento o guarda de hecho…

De nuevo nos encontramos ante circunstancias agravantes que, además, hacen aconsejable la solicitud de medidas de protección.

Contacte con nosotros, 
y nuestro despacho de abogados estudiará su caso concreto. Ofrecemos asistencia y asesoramiento penal a nivel nacional e internacional. Además, contamos con:

Despacho de abogados en Barcelona
Despacho de abogados en Tarragona
Despacho de abogados en Reus 
Despacho de abogados en Tárrega